Crece la censura en Nicaragua: otro canal de televisión debió cerrar por orden de la dictadura de Daniel Ortega

11 agosto 2022
Visto: 268 veces

 

El canal NGTV denunció este miércoles que Canal 3, que transmitía en el municipio de Nueva Guinea, en el sureste de Nicaragua, fue sacado del aire por orden del Instituto Nicaragüense de Telecomunicaciones y Correos (Telcor), con lo que asciende a 11 el número de medios de comunicación cancelados en las últimas dos semanas por la dictadura de Daniel Ortega.

“Fui visitado por la gerente de Telecable de Nueva Guinea, para comunicarme, de manera verbal, que la empresa había recibido una circular, una orden de Telcor, para que sacara del aire la señal de Canal 3de la red de Telecable Nueva Guinea”, dijo el periodista y propietario de NGTV, Carlos José Suárez Jaime, en un video compartido en redes sociales.

El cierre de Canal 3 de Nueva Guinea ocurrió días después de que Telcor cancelara ocho radioemisoras católicas, una feminista, y un canal de televisión ubicados en el departamento (provincia) de Matagalpa, en el norte de Nicaragua, en medio de roces entre el régimen de Ortega y la Iglesia Católica.

“No pude despedirme de ustedes a través de las pantallas de televisión, porque cuando a mí me avisaron ya estaba fuera del aire. Solicité que me hicieran saber esa disposición por medio de un escrito, el cual ya me confirmaron, que no lo van a hacer. Canal 3 desaparece de las pantallas de la red de Telecable Nueva Guinea.”, afirmó Suárez.

Organismos como la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), la Relatoría Especial para la Libertad de Expresión (RELE), el Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh) y el Colectivo de Derechos Humanos Nicaragua Nunca Más, así como el Gobierno de Estados Unidos, criticaron la decisión del régimen que dirige el líder sandinista, y que tiene sus raíces en la crisis sociopolítica que estalló en 2018.

Radio Vos, de corte comunitaria y feminista, que se transmitía en frecuencia modulada (FM) y se escuchaba principalmente en el departamento de Matagalpa, al norte del país, se convirtió el miércoles pasado en la novena emisora privada clausurada en apenas tres días en esa misma provincia.

Las otras ocho emisoras cerradas, de perfil católico, eran administradas por la Diócesis de Matagalpa, que dirige el obispo Rolando Álvarez, uno de los más fuertes críticos del régimen de Ortega.

Las autoridades nicaragüenses también han sacado de la programación a tres canales católicos que se transmitían en la televisión por suscripción en los últimos tres meses.

Según el movimiento Periodistas y Comunicadores Independientes de Nicaragua (PCIN), la dictadura de Ortega ha llevado al exilio a más de 120 periodistas, incluida la redacción del diario La Prensa, la desaparición de la prensa escrita, de programas de televisión y radios críticos con el Gobierno local.

Asimismo, la semana pasada repudió el cierre de medios de comunicación por parte del régimen, acción que calificó de “masacre a la libertad informativa”. “Es una verdadera masacre a la libertad informativa, que ha dejado a decenas sin empleo y a miles sin acceso a informaciones de su interés”, señaló.

En 2018, una serie de manifestaciones multitudinarias contra Ortega fueron reducidas con ataques armados que, según la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), en el primer año dejaron al menos 355 muertos, de los cuales Ortega ha admitido 200.

La crisis se agudizó con las elecciones generales de noviembre pasado, cuando Ortega y su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, fueron reelegidos en sus cargos, con 7 de sus potenciales rivales en prisión y 2 en el exilio.

(Con información de EFE) vía Infobae

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *