Indigna IVA a tacos y burritos

25 junio 2015
Visto: 2168 veces

mini-PUESTOCiudadanos coinciden en que la medida es un golpe más a los bolsillos de los fronterizos; entra en vigor el 1 de julio.

Los alimentos preparados que se venden en tiendas de conveniencia y otros negocios subirán de precio a partir del miércoles 1 de julio. De acuerdo con el Servicio de Administración Tributaria (SAT), se les gravará el 16 por ciento del IVA.

Esta medida resulta un golpe más para los bolsillos de los residentes fronterizos, quienes apenas se “acoplan” a la homologación del IVA que ocurrió el año pasado y que vino a perjudicar la economía de las ciudades fronterizas.

En un sondeo realizado por esta casa editorial, los neolaredenses en su mayoría se manifestaron en contra del gobierno federal y sus cambios, mientras que los menos, justificaron que puede ser una buena medida para la disminución del consumo de alimentos chatarra.

“Ya no hayan cómo amolarnos (gobierno federal), a todo le subieron y todavía más, quieren seguirnos exprimiendo, quieren que los sigamos manteniendo, ya no hayan cómo sacar dinero”, expresó molesto el ciudadano Jesús González.

“A lo mejor con este aumento ya dejamos de comer eso y comemos más saludable, porque no es obligatorio comprarlo, y entre más caro menos lo comemos”, agregó Raúl Martínez.

Otros consumidores expresaron que aunque no es una necesidad la compra de estos alimentos, les resulta ilógico el incremento.

“No es obligatorio comprar esta comida, pero es un gusto que se da uno de repente, pero ahora con el aumento ya no nos va a alcanzar para nada, ya no hayan por dónde sacarnos dinero, ahora ya nos vamos a tener que aguantar las ganas de comer algo así y todo porque a (presidente) Peña Nieto se le ocurre subirle a todo, yo creo quiere otra casa blanca”, dijo Fernanda Díaz, una joven universitaria.

Se prevé que con este argumento, negocios instalados en la vía pública que se dedican a la venta de alimentos preparados también aumenten sus precios.

Otros ciudadanos coinciden en que es un golpe a gran número de trabajadores de bajos ingresos que no tienen otra opción que comprar comida rápida mientras trabajan, y quienes con mucho esfuerzo erogan este gasto.

De acuerdo con una trabajadora de la tienda Oxxo, los hot dogs es lo que más se vende en estas tiendas a un precio individual de 12.50 pesos; después es el sándwich y los burritos.

“El aumento se hace, no nos avisan ni avisamos, nosotros nos damos cuenta cuando ya está el incremento”, afirmó la empleada.

EL DATO

A partir del 1 de julio, el Servicio de Administración Tributaria (SAT) gravará con el 16 por ciento de IVA a alimentos como sándwiches, tortas, burritos, baguettes, gorditas, quesadillas, tacos, croissants, pizzas, guisos, hot dogs o banderillas que se vendan en tiendas de conveniencia, minisupers o en las fuentes de sodas de tiendas de autoservicio.

 

EL MAÑANA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *