Quinto día consecutivo de intensa violencia en Tamaulipas

23 abril 2015
Visto: 962 veces

mini-violencia-en-tamaulipasCinco días con bloqueos carreteros, persecuciones, balaceras y asesinatos provocados por el Cártel del Golfo se cumplieron en Tamaulipas.

En Altamira, Tampico y Madero, privó el cierre de comercios y la zozobra entre la población, por lo que las autoridades activaron el código rojo en esas ciudades.

La violencia de se suscitó debido a la detención por parte de fuerzas federales y estatales de José Silvestre Haro Maya, conocido como El Chive o R1, del Cártel del Golfo, y tres personas más.

“Los enfrentamientos, bloqueos e incendios fue la resistencia de personas relacionadas con el crimen organizado para evitar captura, #Tampico”, dijo en su cuenta de Twitter el presidente municipal de Tampico, Gustavo Torres.

Cerca de las 11 del día se dio un primer enfrentamiento en el kilómetro 40 de la carretera Tampico-Mante, y luego en la comunidad “El 40″ de Altamira, donde se registró una balacera entre civiles armados y fuerzas federales. Luego, la Secretaría de Seguridad Pública de Tamaulipas alertó a la población para que evitara algunas zonas de Tampico y de Altamira, donde se presentaban situaciones de riesgo.

Más tarde, usuarios de redes sociales informaron sobre una serie de bloqueos en Altamira, Tampico y Madero, en las que se observaron autobuses, camiones y tráileres incendiados. Usuarios del transporte público en esas ciudades tamaulipecas fueron bajados de las unidades que luego fueron colocadas en avenidas y calles como diques contra los operativos del Ejército, la Marina, la Policía Federal y la policía estatal.

Hubo un bloqueo en el libramiento Altamira, con un tráiler incendiado, igualmente en la avenida de la Industria frente al Hospital del IMSS La Morita, otro bloqueo por ambos carriles en el crucero del Barquito y otro en la Maseca.

“Acaban de quemar un autobús en la Unidad Modelo. Bajaron a los pasajeros y enseguida prendieron fuego” reportó la cuenta Valor por Tamaulipas.

“Acaban de balacear la Cruz Roja zona norte en Tampico, había unos estatales ahí pasaron 2 vehículos disparando”, exponen.

En las fotografías se observaron también grandes incendios provocados, cuyas llamas podían verse a kilómetros. También reportaron balaceras, estallido de granadas y persecuciones en vialidades.

Además, por mensajes de redes sociales circuló un mensaje supuestamente del Cártel del Golfo, donde se pide a los habitantes no salir de sus casas ni llevar a sus hijos a las escuelas, debido a que pelearían la plaza con el grupo rival de Los Zetas, al que acusaron de pretender quitarles las plazas de Pánuco, Tampico, Altamira, Aldama, González, Madero, Soto la Marina, Manuel y Matamoros.

A diferencia del viernes pasado —cuando los ataques se dieron por la detención de José Hugo Rodríguez Sánchez, alias El Gafe, presunto líder del Cártel del Golfo—, no se reportó el cierre de los cruces fronterizos con Estados Unidos.

Sin embargo, en las inmediaciones de la terminal aérea hubo despliegue de las fuerzas federales, que incluyó francotiradores; negocios en los tres municipios cerraron sus puertas, y en escuelas como el Tecnológico de Monterrey no se permitió la salida de los alumnos hasta que la situación fue controlada.

Por estos hechos de violencia se reportaron la muerte de cinco presuntos delincuentes, mientras que cuatro policías resultaron heridos.

El Grupo de Coordinación Tamaulipas expuso en un comunicado que “las fuerzas federales y estatales se desplegaron de manera coordinada en los accesos a los tres municipios de la zona conurbada para salvaguardar la seguridad de los habitantes. Cuatro elementos de Fuerza Tamaulipas resultaron heridos, pero ningún ciudadano civil. A las 13:45 horas la situación quedó controlada por las autoridades federales y estatales, quienes desactivaron los bloqueos y reforzaron la vigilancia en los tres municipios”.

De esa forma, Tamaulipas cumplió cinco días de violencia desde la captura el viernes de José Tiburcio Hernández Fuentes, El Gafe, líder del Cártel del Golfo, y a quien las autoridades federales lo mencionan como responsable de la violencia generada desde febrero en el corredor Matamoros-Valle Hermoso-Río Bravo. Desde el viernes, no cesan los enfrentamientos y balaceras, lo mismo que continúa la zozobra entre la población tamaulipeca. Las autoridades han informado del decomiso de armas y la liberación de tres migrantes de Bolivia que permanecían secuestrados.

 

REVISTA PUNTO DE VISTA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *