Impuestos a comida chatarra no modificaron la forma de comer de los mexicanos.

6 marzo 2015
Visto: 685 veces

mini-OBISIDADA un año de la aplicación de nuevos impuestos en refrescos, botanas, golosinas y otros productos con alto contenido calórico, los mexicanos no modificaron sus hábitos alimenticios ni bajaron de peso, afirmó una encuesta elaborada por la firma BGC Beltrán, Juárez y Asociados.

Según los resultados del estudio, 22% de los entrevistados dijo que no ha cambiado en nada sus hábitos alimenticios en el último año, mientras que 29% expuso que los ha modificado poco y sólo ocho por ciento afirmó haberlos transformado significativamente.

“En general, en lo que va del tiempo en que se ha aplicado el impuesto a productos calóricos, más de la mitad dice haber cambiado poco o nada sus hábitos de vida para hacerlos más saludables”, sostuvo BGC Beltrán, Juárez y Asociados.

Destaca que las personas que se consideran con sobrepeso expresan, en su mayoría, haber hecho poco o nada para cambiar dichos hábitos.

A la amplia mayoría de este segmento de población le resulta algo o muy complicado destinar presupuesto a alimentos más nutritivos o disponer de tiempo para ejercitarse, expuso la firma encuestadora.

De los alimentos y bebidas que consume la población, los mexicanos consideraron que los productos con grasa o hechos a base de ella son los que más influyen en la obesidad y el sobrepeso con 24%; después está el pan, galletas y sopas con 18%, y los refrescos, con 12 por ciento.

 

LA PARADA DIGITAL

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *