Leonard Nimoy y sus lecciones para el éxito

3 marzo 2015
Visto: 508 veces

mini-spockPara Erik Sherman —colaborador en medios como The Wall Street Journal, The New York Times Magazine y Fortune— existen más lecciones sobre el éxito en la vida de Leonard Nimoy que en la de su alter ego, Spock. Pues en la vida real Nimoy fue más que el capitán vulcano de la U.S.S. Enterprise; fue taxista, actor, fotógrafo, escritor, filántropo, padre y esposo.

Nimoy, además, dedicó tiempo y dinero a obras de caridad movimientos sociales que pensaba que eran importantes.

Y es por eso que Sherman describe algunas lecciones que podemos aprender de la vida de Leonard Nimoy:

No te desanimes
En 1956, para mantener a su familia, Nimoy era un taxista por la noche y por el día buscaba trabajo como actor en Hollywood. Y nunca se rindió, siguió así hasta que alcanzó su sueño.

No te avergüences de tu pasado
En última instancia, lo que hiciste en tu pasado te hizo lo que eres. Nimoy siempre adoptó el espíritu de su educación judía ortodoxa. Eso le ayudó a construir la imagen de la televisión moderna. El saludo vulcano de Spock, por ejemplo, era una bendición rabínica que él recordaba de su infancia.

Haz más de lo que amas
Nimoy fue actor y maestro de actuación. Además, dirigió y escribió. Y una afición de su niñez con el tiempo se convirtió en una vocación profesional: la fotografía. En 1967, también, lanzó un álbum “space music”, el cual llevaba el sello de Star Trek. Nimoy tuvo éxito en un gran número de estas “empresas”, pero lo más importante fue que se animó a intentarlo.

Siempre hay un próximo capítulo y hay que estar preparado
Cuando Nimoy decidió entrar seriamente al mundo de la fotografía, no contaba con su creciente fama para facilitarle el camino. Así que entró a una escuela y estudió formalmente el tema.

MUNDO EJECUTIVO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *