Trucos de belleza con Aspirina.

30 octubre 2018
Visto: 650 veces

Mascarilla de aspirina y limón para combatir el acné

El ácido acetilsalicílico es un poderoso astringente y antibacteriano, motivo por el cual el uso cosmético más popular de la aspirina es el que tiene que ver con el tratamiento del acné. Ayuda a prevenir la aparición de nuevas impurezas y a desinflamar y sanar los granos, las espinillas, las pústulas, etc., ya existentes. Además, es un gran cicatrizante, por lo que favorece que la piel se vaya reparando y no queden antiestéticas marcas.

En esta ocasión, te aconsejamos mezclar la aspirina con las propiedades antiacné del limón, así obtendrás una combinación ideal para reducir el exceso de grasa, combatir las bacterias y reducir las rojeces del rostro.

Ingredientes

+ 3 aspirinas,

+3 cucharadas de jugo de limón.

Preparación:

agrega el jugo de limón recién exprimido en un recipiente, introduce las aspirinas y espera unos segundos para que se ablanden un poco. Luego, tritura la mezcla hasta obtener una pasta espesa. Aplica la mascarilla sobre aquellas zonas del rostro en el que tengas más impurezas, evitando el contorno de ojos y de labios. Deja actuar durante 10 o 15 minutos y, luego, retira con abundante agua. Es importante que mientras te realizas el tratamiento, no te expongas al sol, pues podrían aparecer algunas manchas.

Loción anticaspa con aspirina

Los salicilatos que contiene la aspirina forman parte de la composición de muchos champús anticaspa, por lo que este famoso medicamento también es un buen aliado para combatir esta afección. Permite limpiar el cuero cabelludo, desinflamar la zona y reducir los picores tan molestos que la caspa puede provocar. Es una buena forma de reducir cuanto antes la descamación y esas partículas blanquecinas que resultan tan antiestéticas.

Para utilizarla como remedio anti caspa, tan solo tienes que machacar 2 aspirinas hasta convertirlas en polvo y, posteriormente, agregarlas a una taza de tu champú habitual. 

Lávate el cabello con la mezcla incidiendo en la limpieza del cuero cabelludo, deja actuar durante 5 minutos y, luego, enjuaga el pelo. Es importante que no utilices aquellas aspirinas que vienen con película o revestimiento, debes usar las que son aspirina blanca pura.

Elimina las durezas de los pies con aspirinas

Por último, otro truco de belleza con aspirina que puedes llevar a cabo es usarla para dejar tus pies libres de durezas y callosidades. Con el siguiente tratamiento, conseguirás eliminar las células muertas y las zonas ásperas, volviendo a lucir unos pies tan suaves como los de un bebé.

Para empezar, tienes que mezclar 6 aspirinas, 1 cucharada de agua, 1 cucharada de jugo de limón y un poco de crema hidratante. Seguidamente, esparce la mezcla por las zonas de los pies con durezas, colócate unos calcetines de algodón y reposa durante unos 30 minutos. Pasado este tiempo, quítate los calcetines, lava los pies con agua tibia y verás como están súper sedosos y preparados para lucirlos con cualquier sandalia o zapato abierto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *